El contrato de franquicia vuelve a quedarse sin regulación

 

EL CONTRATO DE FRANQUICIA VUELVE A QUEDAR SIN REGULACIÓN.

Pérez Álvarez Abogados – Expertos en Franquicias.
A estas alturas, no deja de ser un despropósito, que el contrato de franquicia no cuente con una regulación legal especifica, que identifique y establezca los derechos de las partes, y en especial los de los Franquiciados.

Aunque la noticia no es reciente, no ha tenido en los medios del sector, la trascendencia que le corresponde.
El anteproyecto de ley  para la reforma del código de comercio, incorporaba cierta regulación relativa a los contratos de distribución y franquicia. El borrador incluía en el título IV ( » Los contratos de Distribución «)  24 artículos relativos a este tipo de contratos.
En el  texto finalmente aprobado, estos artículos han sido suprimidos, desapareciendo con ellos la posibilidad de contar con una regulación especial, que aleje a estos contratos, del grupo de los atípicos.

Las razones.

No podemos pensar en un descuido del legislador, mas aun cuando el organismo encargado de la elaboración del anteproyecto de ley ( la Comisión Codificadora ) justifica en la exposición de motivos, la necesidad de regular todos los contratos del tráfico mercantil.
Razones políticas, han pesado mas que la seguridad jurídica. La presión realizada por ciertas Patronales sectoriales y la Asociación Española de Franquiciadores (AFE ) ha surtido efecto, eliminando los controvertidos artículos que incluía el anteproyecto de ley. El proyecto finalmente presentado ahora si es de su agrado y así lo ha manifestado el presidente de la AFE,  Sr. Vallhonrat, que entiende que cualquier regulación, afectaría negativamente el desarrollo de la franquicia en España.

El contenido de los 24 artículos eliminados se refería principalmente a lo siguiente:

– Se declara la necesidad de proteger a la parte más débil de la relación contractual, esto es, al distribuidor para lo cual se señala que el régimen debe ser imperativo.
– Se establecen de forma detallada, las obligaciones que deben cumplir ambas partes. En especial, lo relativo a los objetivos comerciales, la actividad publicitaria que debe realizar el distribuidor y el alcance del pacto en exclusiva.
– Se regula el régimen de extinción del contrato de distribucion y se establece el derecho que tiene el distribuidor, a una compensación por la clientela, para el caso de que el contrato se resuelva de forma anticipada.

Dejando a un lado la Distribución, tan solo en el ámbito de la franquicia, son un millar, el número de enseñas que operan en España y estas franquician un total de 55.000 establecimientos (datos del 2014).  De estos podemos estimar, que mas de dos terceras partes son Franquiciados independientes, y el otro tercio son establecimientos propiedad de las Franquiciadoras. La supresión de tan acertada normativa, en el proyecto presentado, hace pensar que el legislador ha claudicado ante las presiones de las Franquiciadoras y Distribuidoras en detrimento de los intereses de decenas de miles de Franquiciados.

Desde el punto de vista de los Franquiciados,  es una oportunidad perdida para conseguir una regulación necesaria en el sector, que limite severamente, las posiciones de fuerza que exhiben las Centrales. 
Las empresas Franquiciadoras, no quieren  someterse a ningún tipo de regulación, llevan años campando por sus respetos, sin cumplir tan siquiera en muchos casos, con la normativa referida a la información precontractual. Ni hablar por tanto, de establecer deberes contractuales para las partes, regular la actividad publicitaria, o detallar el alcance de los pactos en exclusiva. De aplicarse esta normativa, las Franquiciadoras tendrían que confeccionar nuevos contratos, y estos, ya no serian tan ventajosos para sus intereses, como los que circulan en la actualidad. 

Si es cierto que la franquicia goza en España de tan buena salud, tal y como aseguran desde la AFE, contar con una regulación, solo reportaría beneficios a Franquiciadores y Franquiciados.
Porqué entonces, este empecinamiento, en oponerse a una regulación que establezca una mayor seguridad jurídica, entre los contratantes?
Son significativas, las palabras del presidente de la Asociación Española de Franquiciadores, en un medio del sector:
«…que ofrece la AFE a sus socios? (Sr. Vallhonrat ) «Velar por los intereses de la franquicia, como hemos demostrado recientemente, al conseguir excluir los contratos de distribución del texto del anteproyecto de ley del Código Mercantil, que hubiesen perjudicado gravemente al conjunto de la franquicia Española».
Asumir como una victoria, que no haya prosperado el anteproyecto, en lo relativo a estos contratos, deja clara la intención de las centrales Franquiciadoras, amparadas por una normativa genérica, para seguir actuando con total impunidad.
Lamentablemente, el nuevo código mercantil, no va reportar a los Franquiciados, mejoras  en el desarrollo de sus contratos. La desigualdad de derechos existente, en los actuales contratos de franquicia, no va a verse alterada.
Solo una movilización general de los Franquiciados, a través de una Asociación de ámbito nacional, podría ejercer suficiente presión, para promover estos cambios. Por el momento y muy a nuestro pesar, parece que las cosas van a seguir igual.

 

 

Cuéntenos su caso y le ayudaremos.

He leído la política de privacidad y la acepto.
Cuéntenos su caso y le ayudaremos.

Deja un comentario

Your email address will not be published. Required fields are marked *

You may use these HTML tags and attributes: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>

clearPost Comment